sábado, 31 de mayo de 2008

Un día menos, un día más

Un día menos de tristeza, un día más de alegría.
Un día menos de espera, un día más de ansiedad.
Un día menos de nosotros, un día más de vos y yo.
Un día menos de amor, un día más de rencor.
Un día menos de compañía, un día más de soledad.
Un día menos para la certeza, un día más para la incertidumbre.
Un día menos para verte, un día más para extrañarte.
Un día menos para olvidarte, un día más para recordarte.
Un día menos para hablar, un día más para callar.
Un día menos para tenerte, un día más para amarte.
Un día menos de serenidad, un día más de inquietud.
Un día menos de tranquilidad, un día más de nerviosismo.
Un día menos de estar mal, un día más de estar bien.
Un día menos para decir la verdad, un día más para mentir.
Un día menos para vivir, un día más para soñar.
Un día menos de fantasía, un día más de realidad.
Un día menos para mí, un día más para vos.
Un día menos para creer, un día más para dudar.
Un día menos para ir, un día más para quedarme.
Un día menos para empezar, un día más para terminar.
Un día menos para todos, un día más para ninguno.
Un día menos para lo que yo quiera, un día más para lo que vos quieras.
Un día menos para unos, un día más para otros.
Un día menos para disfrutar, un día más para padecer.
Un día menos para pensar, un día más para actuar.
Un día menos para reflexionar, un día más para proceder.
Un día menos para estar juntos, un día más para estar solo.
Un día menos para tenerlo todo, un día más para no tener nada.
Un día menos para tocar el Cielo, un día más para pisar el Infierno.
Un día menos para comer, un día más para dormir.
Un día menos para entusiasmarse, un día más para deprimirse.
Un día menos para obedecer, un día más para rebelarse.
Un día menos para pensar de qué sirve vivir un día más...

1 comentario:

salmon dijo...

uii que triste y que bonito a la vez...

un besazo grande..

sigue escribiendo..